Remedios naturales de la enfermedad de Huntington

El té verde puede retardar los síntomas y estragos de la patología de Huntington


La patología de Huntington es un trastorno genético neurodegenerativa lamentable que en la mayoría de los casos hace aparición en la vida media de los mayores, si bien existen algunas variedades, conocidas como Huntington juvenil, tienen la posibilidad de mostrarse tan temprano como en la época de los 20 años de un individuo. Es una patología realmente difícil de conducir, en tanto que no posee una cura formal. En tanto que es una patología degenerante, los síntomas y efectos empeoran conforme un individuo avejenta. Generalmente, la patología perjudica la coordinación muscular, lo que resulta en contorsiones y espasmos. Además de esto, en el momento en que la patología avanza, los pacientes padecen de deterioro cognitivo y inconvenientes sicológicos por último.


Los datos reales de la patología comprometen las células cerebrales muriendo lentamente o bien desgastandose, lo que resulta en una humillación lenta y gradual de las habilidades físicas. Podría empezar con ligeras temblores en las extremidades que de a poco se vuelven más pronunciados.


Los inconvenientes sicológicos empiezan con la confusión, desorientación, y, por último, la demencia. Hay tratamientos médicos, mas como se ha citado, no hay una cura formal, solo formas de postergar o bien bajar varios de los efectos de la patología.


Numerosos tratamientos se han empleado en los últimos tiempos, y el manejo de la patología cambió de formas distintas. El silenciamiento de genes, técnicas para progresar la supervivencia celular, terapia de células madre, y distintos medicamentos, introduciendo la creatina y la minociclina (un antibiótico). Lamentablemente, lo destacado que se puede llevar a cabo es solo un régimen para los síntomas, y una forma de achicar o bien postergar la patología.


Remedios naturales naturales de la patología de Huntington


Té verde: El té verde se demostró que disminuye los efectos sicológicos de la patología de Huntington al achicar el estrés y la ansiedad en el cerebro. El cerebro es lo que la patología de Huntington perjudica a la mayor parte, con lo que algún estimulación neural es buena opción y una forma de eludir que la patología empeore.


Vitamina Y también: Esta vitamina fundamental es un régimen sugerido para la patología de Huntington. Acrecentar el consumo de vitamina Y también puede contribuir a alentar las conexiones y patrones neurológicos, lo que hace retardado el ocaso de la cabeza, dan un nivel habitual de desempeño y la vida de varios pacientes.


Actividad física: Antes de la patología llega a etapas físicamente debilitantes, llevar a cabo ejercicio o bien efectuar cualquier género de actividad física puede postergar el avance de la patología. Primeramente, puede alentar la sudoración, y seguidamente, sostiene el cuerpo activo hace la liberación de determinadas endorfinas y hormonas que tienen la posibilidad de alentar el cerebro e impide que se descomponga.


Sudoración: Entre las formas más óptimas de postergar los efectos de la patología de Huntington es remover las toxinas del cuerpo. En el momento en que la energía se gasta descartando las toxinas. Por ende, el promuevo de la sudoración de alguna forma es un antídoto positivo para la patología de Huntington, pues sudando verdaderamente asistencia al cuerpo a remover toxinas, ciertas cuales solo tienen la posibilidad de ser removidos por medio de las glándulas sudoríparas. Comer pimientos picantes, comestibles picantes, wasabi, y otras condimentas que inducen a sudar es una buenísima forma de desintoxicar el cuerpo.


Meditación: Lamentablemente, no hay una cura real para la patología de Huntington, mas la relajación de su cuerpo y la cabeza de todos modos es una enorme forma de frenar el progreso de la patología. La meditación y el yoga son herramientas poderosísimas que la multitud puede emplear para prosperar su salud psicológica y la seguridad. Además de esto, el yoga puede contribuir a dejar en libertad las toxinas del cuerpo a través de la relajación de los músculos y dejar en libertad la tensión.


Coenzima Q-diez: Esta coenzima concreta se ha relacionado con la optimización de las condiciones de la patología de Huntington a través de la optimización de la calidad y la utilidad de los cerebro, el corazón, el hígado y los riñones. Esta coenzima puede hallarse en la carne de vaca, pollo, cerdo, pescado, y numerosos aceites, introduciendo soja y aceitunas. Asimismo puede conseguir esta coenzima de los frutos secos, verduras y frutas. La coenzima Q-diez se encuentra dentro de los elementos más fundamentales de la prevención de la patología de Huntington, y ha de ser consumida en enormes proporciones para sostener su calidad de vida a lo largo del más grande tiempo viable.


Observación: Es esencial acordarse que ninguno de estos remedios naturales o bien los cambios de accionar son la cura para esta patología degenerante. No hay forma de eliminar completamente la patología, y tampoco debería confiar únicamente en estos antídotos para llevar a cabo mejor su condición. Asegúrese de preguntar a un médico para un examen real y oír su procedimiento prescrito de régimen.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies